viernes, 25 de noviembre de 2011

como ese que apura y pega un salto




como ese que apura y pega un salto
el otro que perdura comentando
por toda la ciudad
el roto collar de algunos bares

música
 interminable silencio del deseo

no hay que llorar a mares
y comprar un bote

como ese que revienta
y ya lo sabe
solo

como ese que pudo
sin preguntar a nadie

los abrazos en mármol
el auxilio del lobo

y

el ojo que espía los desastres

la tormenta de una vez

el puño alto.



2 comentarios:

  1. "no hay que llorar a mares
    y comprar un bote"

    Excelentes versos.

    Saludos

    J.

    ResponderEliminar
  2. I am extremely pleased to locate this site. I wanted to say thanks to you for this excellent read!! I definitely appreciated every little bit of it and I’ve you bookmarked to look at new things you publish. Beauty tips

    ResponderEliminar