lunes, 4 de junio de 2018

AVE DEL PARAÍSO




Todas las cosas que le pasan a cualquiera son cosas que le suceden a la sociedad. Pero no al mismo tiempo. Si hay una persona muerta, eso no significa que puedas hablar con ella aunque a veces ella te hable. Excepto en un sueño, de ordinario la persona muerta no habla. La persona muerta te puede mirar de cierta manera para decir Aquí estoy. Querrás creer que hay un dios para poder creer que hay justicia. Pero eso no significa que ninguna de las dos cosas exista.


Joyce Carol Oates

martes, 29 de mayo de 2018

FERNANDA LAGUNA (BUENOS AIRES , 1972)



La puerta blanca


Había una puerta blanca
y al abrirla
había un jardín.
La puerta era tan blanca
más blanca que  mis sueños
y se cerró ante mí.
Yo le hablé
le dije:
¿Por qué no me dejás pasar?
Pero ella no me escuchó y se hizo chiquita,
muy pequeñísima
así
así más chiquita que un punto.
Tuve que buscar otras aberturas.
Caminé, caminé
por un desierto lleno de árboles bajos
pinchudos,
paisajes nada llamativos.
Pero luego...allí
en ese lugar
me observé rodada de duendes...

¡Oh... duendes!
No tiene ni idea de dónde vengo
la puerta no me dejó entrar
una puerta que nació para ser traspasada se me cierra.
Tengo tanta pena y tanta bronca...
tanta
tanta.
Ay...
No saben lo que me duele.
su blancura tan perfecta me rechazó.
¿Qué puedo hacer?
¿Ustedes creen que yo nací para vagar por este desierto?
Oh...yo que nací rodeada de estrellas de colores
y ahora aquí en esta soledad.
¿Dónde quedó desparramada la arena de esas estrellas?
¿Cómo la perdí?
¿Cuándo?
¿En dónde?
La intersección del espacio y el tiempo se fugó con ellas.
Oh...
Allí y allá se fueron,
mas no sé qué.
Yo
En realidad lo único que quería decir era
no quiero estar ni aquí
ni en ningún otro lado tan sola.
No.
No quiero pero bueno...
¡Qué se la va a hacer!



Las chicas lloran


Las chicas lloran
las chicas lloran porque no aceptan que son mágicas
Son única chicas
y son las más lindas...
Lloren chicas
si "quieren".
¿Sabían que son preciosas y copadas?
Muy copadas...
Si desean pueden llorar sobre este poema
en serio
no hay problema.


Juan B Justo



Al final esa avenida inesperada y tonta se volvió importante.
Mi papá me dijo que en un principio
las veredas eran rojas por los socialistas
pero que con las roturas fueron cambiando.
¿Eh?
Algo tiene que ver...
Sí, tiene que ver
todo tiene que ver.
Tu hermana también se mudó a Juan B Justo
Fuimos una vez como una familia unida por una vereda
destruida por los años
y por eso nos quisimos.


de Los grandes proyectos - Página/12 -Buenos Aires - 2018

domingo, 13 de mayo de 2018

EL ÁNGEL ES NECESARIO




¿Somos la esfera que gira sobre el eje inexorable, astro de lejos, fango de cerca, donde se alternan el 

día y la noche? ¿Tiene el corazón dos caras, una que ama bajo la luz,  otra que ama bajo las 

tinieblas? 

Aquí la mujer rayo; allí la mujer cloaca. El ángel es necesario. ¿Puede que hasta el demonio sea 

necesario. ¿Existe un ala de murciélago para el alma?



VICTOR HUGO en El hombre que ríe.

martes, 8 de mayo de 2018

eso que hacés







quiero preguntarte acerca de eso que haces
puedo ayudarte
hacerlo con vos
siempre es necesario un poco de compañía para todo lo malo para todo lo bueno
la soledad nos vuelve raros
por eso
quiero preguntarte si lo haces mucho o
es un poco como esos poemas que nunca terminan y siguen en la fábula

la vida es terrible
 sin embargo
 dónde perder una y mil cosas
para no recuperarlas más
ni en la cocina
ni en la habitación ni en las lágrimas
vuelven

puedo ayudarte
soy el emperador del aire
cuando todo duerme
me ocupo
y es triste
es bastante triste

bastante es cierto
lo que decían para asustarte
para convencerte
para obligarte
para callarte

cierto cierto

(puedo ayudarte
hay diablos
en la espuma
y la vida pasa)

puedo ayudarte
traeré mis instrumentos
algunas palabras pero dudas
algún abrazo pero solo
entonces sabrás que hacer
en la primera
en la ultima hora

decís que sos muy exigente
puede ser
puede ser que estés pidiendo mal
se de estas cosas porque soy el angustiado del aire

hay mucho por hacer
aceptar
qué estrella
qué rosa
 qué senderos cayendo a los abismos

tanto error tanta pobreza
en los barquitos
en los carguitos
en lo que se abandona a tus pies
ruego o castigo

decís que no podés conformarte

la muerte inicia su conversación
y no le interesa qué pueda escuchar
de tu corazón
así te lo hayas quitado
y lo hayas puesto en el pecho de Jesús


la muerte inicia


está sentada en el sillón de tus padres
en su bar y en su aniversario

decías algo del mundo algo de las canciones
no lo decías de vos

soy el emperador de aire
y pastoreo los dragones

la muerte inicia su interrupción

exactamente qué
estás haciendo
con tu tiempo mortal

puedo ayudarte
no siempre
no a cada rato
no cuando estoy tomado algo con los amigotes
no cuando estoy con los yertos
no en los bailes
no en los picnics
no arreglando una lapicera

después sí o más bien sí
más bien si no hay otra cosa que hacer

no te conformas
con el pan en la boca
no te conformas con los abrazos
no te conformas con el silencio al lado del río

sos un poco …

por eso te busca la desgracia en la dicha del día
y el señor de los campeones
por eso te busca la mediocridad
y la circunstancia

harías  bien en acompañarme sin tanto protestar
a mí un emperador en el aire

hay un lugar para educarse
una lugar para salir
(entre los escombros
entre las marismas
entre las recetas)

y sentarse

a preguntar

por eso que haces

y no dejás de hacer.














lunes, 30 de abril de 2018

CARLOS MASTRONARDI (GUALEGUAY 1900 - BUENOS AIRES 1976)





LOS SABIDOS LUGARES





La figura tumbada como el sueño,
y en tan grato abandono sin imágenes
para representarme a Dios,
la intención de la rosa
y la delicia que otros reconocen,
señalándome así, o bien paseando,
me digo en el recuerdo y la costumbre,
siempre entregado a parecidos cielos.

Ámbitos de reposo he conocido,
y sin tener en cuenta los templos, los deberes,
las vivas construcciones del cariño
y el fuego dispendioso de los pechos,
yo andaba demorando el porvenir.

Persona, en fin, de júbilos menores,
pido al acaso los ocultos nombres
y la avaricia del amor, el modo
del árbol que se expresa con dulzura,
y las manos que mezcan
mi retirada sombra.

En la noche absoluta demoraba,
y sin el peso de victoria alguna,
me vieron un extraño de la dicha
y fue halago del alma ese abandono.
Era grato quedarse o ir despacio...

Tras la festiva voz, ruinoso el pecho
y apagado el anhelo. Digo ahora
que no fui el laborioso de mi empresa
por no reconocerme en tiempo y luces.
Junto a las claras dignidades, burla,
eso que en mí no es ángel ascendía.

Compañero: perdona  lo que falta
de espectáculo y fe . No distinguía
mi gesto de lo que es consentimiento,
y estábame las horas apartado
de la rosa que nace entre batallas,
sin preguntas y vuelto hacia la sombra,
para invocar el mundo ya en retraso...

El azar trabaja por ese hombre
cuya seña de luz perdió sin pena.
Mano para ofrecer,cansada boca,
llama a su descripción pocos secretos.
(La soledad fue tradición suave,
y es bueno convocarla a mi homenaje).

En un mirado mundo me recobro.
La calle acostumbrada, los sabidos
 lugares y sus tiernas alusiones
continuación me ofrecen, gusto de horas.
Yo en mi estrella, en mi lecho, en mi tabaco.
Y el corazón, señor de la miseria.




de Conocimiento de la noche (1937) según la versión que aparece en Mastronardi - Obra Completa - Tomo 1 - Ediciones Universidad Nacional de Litoral - 2010



domingo, 29 de abril de 2018

RICARDO E MOLINARI (BUENOS AIRES,1898 - 1996)


I

Solo, en el ramo del viento
con estas hojas que me llevan
y remontan

¡Estoy disminuido y no sueño!
Más salidos, realzados,
están los campos griegos,
remotos, por donde pasaban
las sombras del cielo 
en las florecillas.

Mi memoria es un frío
que entumece,
estoy limpio y siento
mi rostro
imperturbable
y dejado.



II


Nada de mí, distrae,
aliso mi cabello
y dispongo
buscar una anchura
y decir: ¡te quiero mucho,
y llevo mis manos
descubiertas!

Dios bendiga mi soledad
y esta adelfa desprendida



III


En el vacío está mi rostro
suspendido, sólo lo rodea el aire.
¡Soy una noche cercada!

No sé, deseo irme,
las nubes me vuelven.
Y sola, extendida, vuela
una paloma morada
que su llamado acerca
y huye.

¡Una paloma!



de El viento de la luna , Ediciones Corregidor, Buenos Aires, 1991

lunes, 16 de abril de 2018

LUIS BENÍTEZ (BUENOS AIRES,1956)



Su pequeño tiempo detenido



el automóvil que lo mató
se alejó seguro de sí mismo
y ahora duerme su sueño de motor
en un desaliñado garaje de suburbio

mañana le limpiará la sangre
antes de ir a trabajar

el criminal no duerme sin embargo:
discute con esposa el tema de la renta
se ha olvidado por completo del gato
que hasta que llegó la tarde estaba hecho
de músculos y encanto
de sanguinaria agilidad y de silencio

ahora en la lejana calle
sólo está hecho de tiempo detenido
y lo buscan las hormigas
que caminan siempre
por un desierto infinito
donde el agua escasea
pero abunda la comida

ese país escondido donde ponemos los pies

la calle sigue como siempre calle
como estuvo ayer
como estaba
en la tarde de la muerte
como seguirá durante todos
los indefinidos mañanas

el cielo apenas más oscuro
apenas alguien solo
que cruza por la esquina
y de tanto en tanto otro automóvil
que busca algún ser vivo

sólo el gato cambió
o su mitad que es todo
lo que queda en la acera

hoy que la muerte
ha capturado otro ratón.



de La tierra permanece- Buena Vista Editora - Córdoba - 2018