martes, 17 de julio de 2018

GEORGE SCHEHADÉ (Egipto 1905 - Francia 1989)





El raro sabor de tus manos
Cuando los bueyes están cerca del mar
Eres prisionera de tu más bella imagen
Porque blanco es el color de la paciencia
Estaré en tu recuerdo
Las montañas envejecen y se cubren de hojas
Y morirás
Porque hay tanta poesía en la ceniza





Versión de Jorge Esquinca (México, 1957)

martes, 10 de julio de 2018

PEDRO MIGUEL OBLIGADO (BUENOS AIRES 1882 - 1967 )





UNA ELEGÍA POR LO QUE NO FUE




Todos se quejan por lo que han perdido ,
yo me lamento por lo que no fué.
¿Qué son los ramos que secó el olvido
junto a las flores que jamás logré? 
De tantas almas que no me han querido,
la que yo amaba, es la que no encontré.
Sólo he soñado lo que no he vivido,
y aun no se cansa de esperar, mi fe.

La vida es siempre como hermosa casa
donde hay un baile y no se puede entrar;
como una fuente que a la noche envasa,
y brinda estrellas que no alcanza a dar.

Quise aprender una canción distinta
de ésta que, apenas, me enseñó el dolor,
y cual rocío que la aurora pinta;
darle a mi llanto, como a un resplandor.
Hoy creo andar por una vieja quinta,
donde el pasado no es más que un rumor...

Tal vez, la dicha me aguardaba cerca,
de pudorosa, con algún disfraz ;
tal vez, mi busca, debió ser más terca,
mi fe, invariable, y mi cariño, audaz.

Me he equivocado, pero no he perdido
sino las cosas que jamás logré :
De tantas almas que no me han querido,
la que yo amaba, es la que no encontré.

Toda existencia es un poema trunco,
donde hay palabras que faltó rimar;
y todo anhelo se parece al junco
que ataja el agua y que la ve pasar.

Frente a los viajes me quedé en la villa,
solo, en la tarde, como un mirador...
¡Cuánta ternura y cuánta maravilla,
quizá no fueron sino un  mismo error!
El bien posible es cual nocturna orilla
que, a la distancia, sólo es un fulgor.

Ya es tarde, siento que mi vida ha sido,
como las cosas que jamás logré:
casi una novia que no me ha entendido,
que pudo ser y que, por fin ,no fué...
De  tantas almas que no me han querido,
las que yo amaba, es la que  no encontré.
Sólo he soñado lo que no he vivido,
y aún no se cansa de esperar, mi fe.





de La isla de los cantos, Ediciones Anaconda, Buenos Aires, 1941



martes, 3 de julio de 2018

ALGO QUE SUELO CONSIDERAR





algo que suelo considerar

es la necesidad de difundir poesía
incesantemente
poesía argentina incesantemente

bautismos del azar y la necesidad

incesantemente

viendo

o mas bien entendiendo desde aquí
desde el fondo de mar de la llanura

 (donde no pasé mi vida sino aquella otra 

la de la predestinación
 y el contubernio)


ya no diría

del narcisismo omnipotencia la megalomanía el hedonismo
de tantos y tantas
sino
más bien
desde la abrumada nada
que nos invade y convence
de un poco más por
quincalla y sonsonete


todos los muertos en ronda


la necesidad

intransferible
por tantas voces
y hada y ogros
y perdularios que
puestos
entre la milanesa y el verso eligieron el verso

volver volver volver

vida porque sí

hacia allá

en el fondo
el tesoro transparente
es decir


la cornucopia festiva

decididamente
con un golpe
en lo suntuario de la muerte
enjagelbada

el tesoro inútil

 todavía

salud

 idiotas del milenio
y salud santos preclaros del milenio

en la responsabilidad de la risa

lo gratuito

una vez

otra

caída la voz (esa muchacha)

entre la piedras

diamantinas

diría
del olvido.

JUAN GELMAN (BUENOS AIRES 1930 - MÉXICO 2014)




XVI

No debiera arrancarse a la gente de su tierra o país, no a la fuerza.
La gente queda dolorida, la tierra queda dolorida.
Nacemos y nos cortan el cordón umbilical. Nos destierran y nadie nos corta la memoria, la lengua, las calores.Tenemos que aprender a vivir como el clavel del aire, propiamente del aire.
Soy una planta monstruosa. Mis raíces están a miles de kilómetros de mí y no nos ata un tallo, nos separan dos mares y un océano. El sol me mira cuando ellas respiran en la noche, duelen de noche bajo el sol.


XIX

Volví clandestinamente a Buenos en mayo de de 1978. Estaba bella la ciudad.
Mejor dicho,  bellísima bajo esos día de mayo en que el otoño porteño admite un fuego, una calor de primavera muriendo o por nacer, nunca se sabe.
Me habían aconsejado que no caminara por el centro, que no frecuentara los sitios que solía frecuentar. Naturalemnte : caminé por el centro, por los sitios que solía caminar. ¿Quién me iba a reconocer?
¿No restaba muerto Paco? ¿No había secuestrado a Rodolfo y a Haroldo? ¿No había matado al Jote, al Lino, a Josefina, a Dardo, a la Diana, tal vez? El restorán donde mi hijo escribió sobre el mantel de estraza, este poema:

La oveja negra
pace en el campo negro 
sobre la nieve negra
bajo la noche negra
junto a la ciudad negra
donde lloro
vestido de rojo

el restorán estaba abierto, pero a mi hijo lo habían secuestrado dos años atrás y nunca supe de su suerte. Su mujer estaba encinta de siete mesases cuando la secuestraron con él.
Leí los diarios de la época .En "La Opinión" -donde alguna vez trabajé ,que alguna vez fundé- un compañero intelectual de la izquierda (ex compañero o ex izquierda) sumaba su vocesita paga a la propaganda de la dictadura militar. El diario era de los militares para entonces, el ex compañero o ex izquierda también.
Hago esfuerzos y no alcanzo a recordar su  nombre. Era cuentista o algo así, como su mujer que se cagaba en Rosa Luxemburgo desde posiciones de izquierda. Tenía un ano de izquierda que no le habrá impedido evacuar la pitanza militar.


XX


a césar fernández moreno


Acá en Europa el tiempo es sucesivo, nadie se pone el traje que vistió mañana, ninguno ama a la novia que va a tener ayer.
En mi país, Carlos mataba al dictador con una pajita de escoba para que dure mucho, Paco dará su vida para que nada siga como está, cualquier futuro ardía en la memoria, el pasado fue un continente que alguna vez descubrirán.
Acá nadie lavó los pañalitos de su madre, ni un solo viejo se pegará un tiro en la cuna, ningún loco interrumpe a los mancos sin boca, los muertos con permiso, los ciegos que no dicen "ver" y ven.





de Bajo la lluvia ajena (notas al pie de una derrota) (Roma,mayo de 1980)  según la versión que aparece en Interrupciones 2 - Página 12 /Seix Barral - Buenos Aires - 2011

lunes, 18 de junio de 2018

como todos los que viajan a altas horas de la noche

Tengo que viajar como todos los que viajan a altas horas de la noche
no dejando nada aquí
pronto comenzara el verdadero invierno
el círculo de luz de la luna poco a poco desaparece
un petrel altivo enfrenta el viento
nadie me reconoce como a un enviado
y en el fondo de todo
y en el fondo de mi alma
solo queda el sencillo recuerdo de lo que he vivido
tengo que viajar como viajan los que se van de aquí para siempre
o para volver con otro rostro
más lejos están las estrellas
y sé que aquí no quedará nada
que tenga que volver a vivirlo
el frío me acompaña
mis sueños me acompañan
y tengo puesta la misma ropa
la  misma ropa inveterada que me ha acompañado
y aunque sé que no estoy solo
y aunque sé que iré a seguir viviendo
que iré a esperar nuevamente con mis manos juntas
y con mi sonrisa habitual de pobre
sin embargo
cuantas cosas terrible he hecho para no volver
adentro de todo sé que hay algo mío
que aunque no me lo hayan dado hasta ahora
algún día será mío
aunque permanezca donde estuvo siempre
y yo no lo pueda ir a buscar
como los viejo iré a caminar
hacia lo que está infinitamente solo
y allí recapacitaré como cuando fui más joven
todos los días aprenderé algo profundo
que solamente yo podré interpretar
tengo que viajar
el cielo se extiendo cada vez más
se elevan los árboles
duermen los animales y los hombres
se repite la intensidad del frío
alguien demuestra un profundo cariño
quizá todo lo poco que he hecho por mí mismo
sea algo majestuosos
la esperanza estará abierta en todos los lugares
si no me comprendieron
sólo fue
porque fui demasiado extraño.


Montevideo,11 de junio 1959.
Plaza de los Treinta y Tres.




ALBERTO E. MAZZOCCHI (Las Varillas 1937- Córdoba 1960)

de No sé por qué se debe morir - Ediciones llantodemudo 2008 - Córdoba

lunes, 4 de junio de 2018

AVE DEL PARAÍSO




Todas las cosas que le pasan a cualquiera son cosas que le suceden a la sociedad. Pero no al mismo tiempo. Si hay una persona muerta, eso no significa que puedas hablar con ella aunque a veces ella te hable. Excepto en un sueño, de ordinario la persona muerta no habla. La persona muerta te puede mirar de cierta manera para decir Aquí estoy. Querrás creer que hay un dios para poder creer que hay justicia. Pero eso no significa que ninguna de las dos cosas exista.


Joyce Carol Oates

martes, 29 de mayo de 2018

FERNANDA LAGUNA (BUENOS AIRES , 1972)



La puerta blanca


Había una puerta blanca
y al abrirla
había un jardín.
La puerta era tan blanca
más blanca que  mis sueños
y se cerró ante mí.
Yo le hablé
le dije:
¿Por qué no me dejás pasar?
Pero ella no me escuchó y se hizo chiquita,
muy pequeñísima
así
así más chiquita que un punto.
Tuve que buscar otras aberturas.
Caminé, caminé
por un desierto lleno de árboles bajos
pinchudos,
paisajes nada llamativos.
Pero luego...allí
en ese lugar
me observé rodada de duendes...

¡Oh... duendes!
No tiene ni idea de dónde vengo
la puerta no me dejó entrar
una puerta que nació para ser traspasada se me cierra.
Tengo tanta pena y tanta bronca...
tanta
tanta.
Ay...
No saben lo que me duele.
su blancura tan perfecta me rechazó.
¿Qué puedo hacer?
¿Ustedes creen que yo nací para vagar por este desierto?
Oh...yo que nací rodeada de estrellas de colores
y ahora aquí en esta soledad.
¿Dónde quedó desparramada la arena de esas estrellas?
¿Cómo la perdí?
¿Cuándo?
¿En dónde?
La intersección del espacio y el tiempo se fugó con ellas.
Oh...
Allí y allá se fueron,
mas no sé qué.
Yo
En realidad lo único que quería decir era
no quiero estar ni aquí
ni en ningún otro lado tan sola.
No.
No quiero pero bueno...
¡Qué se la va a hacer!



Las chicas lloran


Las chicas lloran
las chicas lloran porque no aceptan que son mágicas
Son única chicas
y son las más lindas...
Lloren chicas
si "quieren".
¿Sabían que son preciosas y copadas?
Muy copadas...
Si desean pueden llorar sobre este poema
en serio
no hay problema.


Juan B Justo



Al final esa avenida inesperada y tonta se volvió importante.
Mi papá me dijo que en un principio
las veredas eran rojas por los socialistas
pero que con las roturas fueron cambiando.
¿Eh?
Algo tiene que ver...
Sí, tiene que ver
todo tiene que ver.
Tu hermana también se mudó a Juan B Justo
Fuimos una vez como una familia unida por una vereda
destruida por los años
y por eso nos quisimos.


de Los grandes proyectos - Página/12 -Buenos Aires - 2018

domingo, 13 de mayo de 2018

EL ÁNGEL ES NECESARIO




¿Somos la esfera que gira sobre el eje inexorable, astro de lejos, fango de cerca, donde se alternan el 

día y la noche? ¿Tiene el corazón dos caras, una que ama bajo la luz,  otra que ama bajo las 

tinieblas? 

Aquí la mujer rayo; allí la mujer cloaca. El ángel es necesario. ¿Puede que hasta el demonio sea 

necesario. ¿Existe un ala de murciélago para el alma?



VICTOR HUGO en El hombre que ríe.

martes, 8 de mayo de 2018

eso que hacés







quiero preguntarte acerca de eso que haces
puedo ayudarte
hacerlo con vos
siempre es necesario un poco de compañía para todo lo malo para todo lo bueno
la soledad nos vuelve raros
por eso
quiero preguntarte si lo haces mucho o
es un poco como esos poemas que nunca terminan y siguen en la fábula

la vida es terrible
 sin embargo
 dónde perder una y mil cosas
para no recuperarlas más
ni en la cocina
ni en la habitación ni en las lágrimas
vuelven

puedo ayudarte
soy el emperador del aire
cuando todo duerme
me ocupo
y es triste
es bastante triste

bastante es cierto
lo que decían para asustarte
para convencerte
para obligarte
para callarte

cierto cierto

(puedo ayudarte
hay diablos
en la espuma
y la vida pasa)

puedo ayudarte
traeré mis instrumentos
algunas palabras pero dudas
algún abrazo pero solo
entonces sabrás que hacer
en la primera
en la ultima hora

decís que sos muy exigente
puede ser
puede ser que estés pidiendo mal
se de estas cosas porque soy el angustiado del aire

hay mucho por hacer
aceptar
qué estrella
qué rosa
 qué senderos cayendo a los abismos

tanto error tanta pobreza
en los barquitos
en los carguitos
en lo que se abandona a tus pies
ruego o castigo

decís que no podés conformarte

la muerte inicia su conversación
y no le interesa qué pueda escuchar
de tu corazón
así te lo hayas quitado
y lo hayas puesto en el pecho de Jesús


la muerte inicia


está sentada en el sillón de tus padres
en su bar y en su aniversario

decías algo del mundo algo de las canciones
no lo decías de vos

soy el emperador de aire
y pastoreo los dragones

la muerte inicia su interrupción

exactamente qué
estás haciendo
con tu tiempo mortal

puedo ayudarte
no siempre
no a cada rato
no cuando estoy tomado algo con los amigotes
no cuando estoy con los yertos
no en los bailes
no en los picnics
no arreglando una lapicera

después sí o más bien sí
más bien si no hay otra cosa que hacer

no te conformas
con el pan en la boca
no te conformas con los abrazos
no te conformas con el silencio al lado del río

sos un poco …

por eso te busca la desgracia en la dicha del día
y el señor de los campeones
por eso te busca la mediocridad
y la circunstancia

harías  bien en acompañarme sin tanto protestar
a mí un emperador en el aire

hay un lugar para educarse
una lugar para salir
(entre los escombros
entre las marismas
entre las recetas)

y sentarse

a preguntar

por eso que haces

y no dejás de hacer.














lunes, 30 de abril de 2018

CARLOS MASTRONARDI (GUALEGUAY 1900 - BUENOS AIRES 1976)





LOS SABIDOS LUGARES





La figura tumbada como el sueño,
y en tan grato abandono sin imágenes
para representarme a Dios,
la intención de la rosa
y la delicia que otros reconocen,
señalándome así, o bien paseando,
me digo en el recuerdo y la costumbre,
siempre entregado a parecidos cielos.

Ámbitos de reposo he conocido,
y sin tener en cuenta los templos, los deberes,
las vivas construcciones del cariño
y el fuego dispendioso de los pechos,
yo andaba demorando el porvenir.

Persona, en fin, de júbilos menores,
pido al acaso los ocultos nombres
y la avaricia del amor, el modo
del árbol que se expresa con dulzura,
y las manos que mezcan
mi retirada sombra.

En la noche absoluta demoraba,
y sin el peso de victoria alguna,
me vieron un extraño de la dicha
y fue halago del alma ese abandono.
Era grato quedarse o ir despacio...

Tras la festiva voz, ruinoso el pecho
y apagado el anhelo. Digo ahora
que no fui el laborioso de mi empresa
por no reconocerme en tiempo y luces.
Junto a las claras dignidades, burla,
eso que en mí no es ángel ascendía.

Compañero: perdona  lo que falta
de espectáculo y fe . No distinguía
mi gesto de lo que es consentimiento,
y estábame las horas apartado
de la rosa que nace entre batallas,
sin preguntas y vuelto hacia la sombra,
para invocar el mundo ya en retraso...

El azar trabaja por ese hombre
cuya seña de luz perdió sin pena.
Mano para ofrecer,cansada boca,
llama a su descripción pocos secretos.
(La soledad fue tradición suave,
y es bueno convocarla a mi homenaje).

En un mirado mundo me recobro.
La calle acostumbrada, los sabidos
 lugares y sus tiernas alusiones
continuación me ofrecen, gusto de horas.
Yo en mi estrella, en mi lecho, en mi tabaco.
Y el corazón, señor de la miseria.




de Conocimiento de la noche (1937) según la versión que aparece en Mastronardi - Obra Completa - Tomo 1 - Ediciones Universidad Nacional de Litoral - 2010



domingo, 29 de abril de 2018

RICARDO E MOLINARI (BUENOS AIRES,1898 - 1996)


I

Solo, en el ramo del viento
con estas hojas que me llevan
y remontan

¡Estoy disminuido y no sueño!
Más salidos, realzados,
están los campos griegos,
remotos, por donde pasaban
las sombras del cielo 
en las florecillas.

Mi memoria es un frío
que entumece,
estoy limpio y siento
mi rostro
imperturbable
y dejado.



II


Nada de mí, distrae,
aliso mi cabello
y dispongo
buscar una anchura
y decir: ¡te quiero mucho,
y llevo mis manos
descubiertas!

Dios bendiga mi soledad
y esta adelfa desprendida



III


En el vacío está mi rostro
suspendido, sólo lo rodea el aire.
¡Soy una noche cercada!

No sé, deseo irme,
las nubes me vuelven.
Y sola, extendida, vuela
una paloma morada
que su llamado acerca
y huye.

¡Una paloma!



de El viento de la luna , Ediciones Corregidor, Buenos Aires, 1991

lunes, 16 de abril de 2018

LUIS BENÍTEZ (BUENOS AIRES,1956)



Su pequeño tiempo detenido



el automóvil que lo mató
se alejó seguro de sí mismo
y ahora duerme su sueño de motor
en un desaliñado garaje de suburbio

mañana le limpiará la sangre
antes de ir a trabajar

el criminal no duerme sin embargo:
discute con esposa el tema de la renta
se ha olvidado por completo del gato
que hasta que llegó la tarde estaba hecho
de músculos y encanto
de sanguinaria agilidad y de silencio

ahora en la lejana calle
sólo está hecho de tiempo detenido
y lo buscan las hormigas
que caminan siempre
por un desierto infinito
donde el agua escasea
pero abunda la comida

ese país escondido donde ponemos los pies

la calle sigue como siempre calle
como estuvo ayer
como estaba
en la tarde de la muerte
como seguirá durante todos
los indefinidos mañanas

el cielo apenas más oscuro
apenas alguien solo
que cruza por la esquina
y de tanto en tanto otro automóvil
que busca algún ser vivo

sólo el gato cambió
o su mitad que es todo
lo que queda en la acera

hoy que la muerte
ha capturado otro ratón.



de La tierra permanece- Buena Vista Editora - Córdoba - 2018

martes, 10 de abril de 2018

UNA VEZ A LA SEMANA



Escribo en los tiempos de condena al escritor sofisticado. Leer escribir es el sueño del manco de la escritura, no puede, ni lee, ni escribe, y lo resuelve en odio, tira los libros ahí, a un costado. Sueña con sacárselos de encima. Los apila, los acumula, los odia. La pereza. Como la pereza de las mujeres que no trabajan, a las cinco de la tarde toman té y sueñan con amigos mínimos, una confesión, en el bar inmaculado, esa pereza que no suelta, esa misma que te manca, que te encajona. ¿Puro apronte, entonces?

***********************


O el otro, ese proyecto de maldito que hace reseñas y pone cosas del tipo : "su mundo narrativo no tiene verosímil". Hay que escuchar a un hijo de puta que vuelve todos los días a tomar la sopa a casa de mamá decir esas cosas en el suplemento del sábado. Ratoncito de la entrevista a maldito. Estará en algún círculo del infierno. Está en las filas de los que dicen qué quién es mejor escritor que aquel que este. Solo puede hacer eso una vez a la semana. Pero en algún extremo alguien se sacude esa nube pasajera, y avanza, y escribe frases, trata de releerse y avanzar porque le gusta el fraseo, escribir una frase cualquiera, una aureola de frase para caminar en el mediodía, por ejemplo, nada de acción, de mundo narrativo,nada de eso,una frase,ahí,hilada a otra,alejar la melancolía,desviarla,metido en la memoria,sacarse de encima es condena de la expresión, del cómo expresarlo, la memoria enroscada en la puntuación, no lo leerá nadie, no es para que alguien lo lea, ni sencillez, ni expresión son mis problemas.


************************


Además:agrego:no es cada día escribo peor, siempre escribí peor, no escribo en buen castellano, escribo en argentino porteño de barracas con incrustaciones avellaneda. No soy transparente. Ninguno de los escritores que amo se deja tocar el culo de lo que escribe. ¿O me pongo a contar biografías?



Hugo Savino de La mañana sol de limón - Editores Argentinos - Buenos Aires - 2016


domingo, 1 de abril de 2018

Las fuerzas que desean este mundo




Un chino ve una nube y aparecen acantilados,balsas y unos patos que vuelan hacia el corazón de Mao

Nosotros mismos
Con atención vemos
Algunos islotes del
Nunca jamás

Una vaca sola mira esas nubes
Y se acuesta y espera y no espera

Nuestra patria estaba en una nube
Nuestra poesía y nuestra luchas revolucionarias

Puede ser un poquito de pan entre la gente
O el cubilete de los demonios
Lo que te atormenta

El amigo invisible ya no protege
De las grandes fuerzas que desean este mundo

La ciudad y su espina
En el piso de arriba la niña mogólica llora impaciente

Lo que yo espero de mi padre muerto es
Lo que cualquier persona espera
De la felicidad

Como un cazador oculto
El corazón de Jesús
puede estar en una nube

un naranjo ve una nube y se le aparece
la voz transparente de los ríos

lecciones de filosofía
lecciones de electricidad

se puede ser a cualquier precio

hay que encontrar el lugar.